Reseña Histórica – Un día como Hoy 12 de Mayo

  • 12 de Mayo de 2006

El milagro de Eslovaquia

El 12 de Mayo de 2006 el élder Dieter F. Uchtdorf, del Cuórum de los Doce Apóstoles, dedicó Eslovaquia para la predicación del Evangelio. El milagro de Eslovaquia

Jonathon Tichy, un abogado contratado por la Iglesia que había sido misionero en Eslovaquia, estudió la legislación sobre registros. Descubrió que la solicitud de la Iglesia para recibir reconocimiento necesitaba veinte mil firmas acompañadas del nombre completo, la dirección y el número de identificación personal de cada firmante. La tarea parecía imposible.

A inicios del 2006, los líderes de la Iglesia decidieron que la única opción era llevar a cabo una campaña de recogida de firmas por las calles para solicitar al pueblo eslovaco que firmara la petición. El 12 de mayo, unos meses antes de la campaña, el élder Dieter F. Uchtdorf, del Cuórum de los Doce Apóstoles, dedicó Eslovaquia para la predicación del Evangelio. Los miembros locales pusieron su fe en la certeza que tenían sus líderes de que la campaña tendría éxito.

El 18 de octubre de 2006, el élder Bednar se reunió con el Dr. Juran para aceptar la declaración oficial de reconocimiento. Esa noche, en una reunión en Trenčín, el élder Bednar recitó las primeras líneas del himno “Ya rompe el alba” en eslovaco: “Ya rompe el alba de la verdad y en Sion se deja ver, / tras noche de obscuridad, tras noche de obscuridad, / el día glorioso amanecer”. Después anunció que la Iglesia había sido reconocida en Eslovaquia. “Hubo un silencio profundo”, dijo el élder Bednar más tarde, “y lágrimas de felicidad”.